La Capital
#Construcción

Construcción, resguardo de valor y base del crecimiento 2021

El mercado inmobiliario no dejó de estar afectado por la pandemia. Las transacciones se hicieron más cansinas, sin embargo, no dejaron de sellarse boletos, aunque más no sea de palabra.

La fuerte suba del dólar bolsa, que pasó de $ 85,00 a $ 120,00, dejó a muchos inversores con sabor a revancha y salieron a buscar propiedades, usadas, nuevas o en pozo, a precios más bajos en dólares billete.


El precio de las propiedades es excelente en esta coyuntura, es el activo con mejor reputación del mercado. Quien adquirió
una propiedad en pozo hace 2 años atrás, y aún la sigue pagando ajustado por el índice cámara de la construcción, verá que en términos de dólares su precio bajó.

Si hoy vendés una propiedad que adquiriste hace 2 años atrás, en el peor de los casos, la venderás a un precio similar. Si hoy
vendés un bono adquirido 2 años atrás, tendrás que reconocer una pérdida del 60% en dólares, y si vendés una acción sería el 85% en dólares. El precio del dólar pasó de $ 18,00 a $ 120,00, y si tenías un plazo fjo, mejor olvidate de hacer las cuentas.

Una vez más las propiedades le permitieron al inversor mantener el poder adquisitivo del dinero, lo que sigue convirtiendo al inmueble en un activo de resguardo de valor.


Como en todas las recesiones, las ventas se resienten un poco, y hay ofertas muy interesantes en el mercado, ya sea por pago contado, o bien con alguna renta hasta la entrega de la propiedad.

Rosario seguirá creciendo como siempre luego de superado el coronavirus. Nuestra ciudad alberga a miles de estudiantes universitarios todos los años, el aglomerado Gran Rosario cuenta con 1,3 millones de habitantes, y el défcit habitacional crece a pasos agigantados.



La inseguridad y falta de infraestructura hace que las familias emigren al radio céntrico en busca de departamentos en
pisos altos y seguridad en el edifcio. Trasladarse desde localidades vecinas a diario se hace tedioso, y más aún cuando los hijos son adolescentes y pasan el fn de semana con sus amigos en los lugares de esparcimiento del centro de la ciudad o los tradicionales centros comerciales que capturan su atención los días sábados.



Toda crisis es una oportunidad, y tal vez la construcción podría ser el dinamizador de la salida de esta crisis económica en la que nos colocó un virus que se instaló en la sociedad, una variable incontrolable que nadie pudo presagiar y menos aún prevenir.

En este contexto sería muy importante que las autoridades municipales y provinciales lancen un plan de incentivos para la construcción de viviendas en el plano vertical u horizontal, con el fin de que los inversores aprovechen estos incentivos para realizar fuertes inversiones en la región.


Si las autoridades procedieran a elevar las alturas permitidas, exceptivas a la construcción de edificios y barrios cerrados, beneficios fiscales provinciales y municipales, podría ser una oportunidad para que la inversión diga presente, y que la construcción se convierta en el dinamizador de la economía en el año 2020 y 2021.

Esta crisis es una oportunidad para que el que busque comprar una vivienda, ya sea para su grupo familiar o como inversión de resguardo de valor. Debería ser una oportunidad para los constructores ávidos de expandirse en el negocio. Una oportunidad para los trabajadores que se incorporen al sector. Una oportunidad para las autoridades provinciales y municipales para crecer y mostrar resultados concretos en las elecciones de mitad de mandato en el año 2021.

                                              

La construcción es uno de los pocos sectores en donde se puede mostrar que todos ganan, y no deberíamos dejar de pasar esta oportunidad. Para no dejar afuera a nadie en el comentario, el sector de profesionales como escribanos, ingenieros, arquitectos y agentes inmobiliarios que mueven una gran cantidad de empleos también se verían favorecidos de un nuevo movimiento económico en la región.


No dejemos pasar la oportunidad, pensemos en el bien general y ganemos todos. 

Salvador Di Stefano - Analista económico y de mercados

Búsquedas frecuentes

Publicación de avisos

Inmuebles La Capital cuenta con un sistema de publicación integrado que le da visibilidad a tu propiedad
tanto en la web como en la edición impresa del Diario La Capital.

Canales de recepción de avisos

Casa central Sarmiento 763, Rosario

Agencias Ver listado

Wsp 3414228989

Teléfono4228989. Lunes a viernes de 9 a 18 hs

On-line Publique ahora